Una de las funciones de un aire acondicionado es mejorar el confort del lugar en el que estemos. Esta herramienta es utilizada tanto en fábricas, tiendas departamentales, oficinas y hogares.

Sin embargo, cuenta con muchos mitos los cuales en este artículo vamos a desmentir.

A diferencia de lo que se cree, contar con un sistema de aire acondicionado funcional y con ductos perfectamente limpios, tiene beneficios importantes que destacar para la salud, principalmente en territorios donde el calor es muy elevado.

Contar con una buena climatización nos ayuda a lidiar con problemas como los golpes de calor, las bajadas de tensión, los mareos, estrés, etc.

El aire acondicionado crea un entorno saludable, limpio y fresco. El contar con la limpieza adecuada en los ductos ayuda a combatir las alergias al polvo, ácaros o el polen.

Ayuda al manejo del estrés en las áreas de trabajo o en tu hogar pues, las altas temperaturas afectan al humor y bienestar de la gente.

Es beneficiosos para personas discapacitadas o con movilidad reducida a los que el calor o el frío les afecta con mayor intensidad.

El aire acondicionado favorece a una mejor respiración fuera de sustancias amenazantes o tóxicas para nuestro organismo.

Ayuda a prevenir dolores de cabeza, tos y constipados; desmayos, mareos, deshidratación, e infecciones.

En ASHVAC somos expertos en solucionar problemas de climatización y control climático, pues, estamos convencidos de que para lograr el entorno perfecto es necesario algo más que sólo un aire acondicionado.